Beauty and the Beast - Por Qué Me Hice Un Fan

   

Para ir comenzando, tengo que decir que desde niño siempre hubo alguna serie de TV que me atrapó completamente. De acuerdo a mi edad, los gustos fueron variando.  

Supongo que es verdad eso de que las cosas nos suceden en el momento justo y necesario, nunca antes, ni después.

La primer transmisión de "La Bella y la Bestia" en la emisora local, pasó sin pena ni gloria, al menos para mi. Como dije antes, seguramente no estaba listo. Me impresionaba mucho ver el aspecto de Vincent y, me sorprendía aún más, de como a Catherine no le impresionaba mirarlo.

La historia carecía de los disparos de arma de fuego suficientes; y también del erotismo que encontraba en otras series de esa época; y que tanto me gustaban...   :)

Con más años y experiencia sobre los hombros y, con todos los sentidos puestos en tratar de conquistar a LA mujer. También tratando de entender de que se trataba todo esto del amor, fue que enfermé.

Nada grave pero, lo suficiente como para tener que guardar reposo al menos 5 días. Aburrido como un hongo, la TV se convirtió en la única distracción.

Me topé con el inicio de la repetición de la serie que nos compete. Esta vez si, estaba listo.

De entrada, me sedujo la poesía. Intentaba esbozar mis propios poemas por esos tiempos y, munido de papel y lápiz, trataba de anotar todo lo que podía. En busca de inspiración, y también para usarlas impúdicamente en mi provecho, ante las chicas que intentaba ligar.Jeje

La banda sonora fue un verdadero impacto; me hizo retomar el gusto por la música clásica; que había dejado de escuchar desde el fallecimiento de mi abuelo, quien me había enseñado a escucharla.

La cuestión de una ciudad, oculta de la gran ciudad, también ejerció su influencia. El hecho de que hubiera la mínima posibilidad de que existiese realmente gente viviendo allí, con sus propias costumbres y elementos, no hacía más que confirmar mis sospechas al respecto sobre el "ultramundo" (siempre alimentadas por la literatura y algunos filmes)

También, hay que admitir que resulté ser un romántico incurable. Esa historia de amor "platónico" que trasciende fronteras, que el resto del mundo no entiende, y que cabe "la posibilidad" de verse consumado. De un caballero que protege a su chica cada vez que la siente en peligro, que tienen esa conexión espiritual, era demasiado jugosa y perfecta para mi gusto.

Encontré en "La Bella y la Bestia", una serie que reunía elementos de mi agrado y un tinte cultural realmente raro de encontrar, en lo que muchos consideran y con acierto: "la caja boba".

De hecho fue el disparador y la motivación perfecta para mis propias fantasías literarias. Para mi proceder amoroso también, para ser menos egoísta y más solidario.

Con los años y la llegada de internet, tuve la posibilidad de recopilar toda la información al respecto. Asi como la transcripción de los poemas originales y sus autores.

Pero por sobre todas las cosas, rescato de "La Bella y la Bestia" que fue el nexo que me ha permitido conocer gente maravillosa y que sé que serán mis amigos por el resto de la vida...

Volver